Noticias

Las NEWS (curiosas) de los alquileres #1

El alquiler puede reservar algunas sorpresas, algunas buenas, otras más o menos divertidas. Gaudi House le ofrece hoy una selección de información curiosa, cada una más inusual que la otra.

  • Airbnb ofrece como alquiler vacacional un colchón dentro de un armario bajo las escaleraspiso 

«¡Espacio económico en Brooklyn para tu aventura en Nueva York!», según se decribe en el título del anuncio.

La foto se hizo rápidamente viral después de que una joven británica, Zoe, que estaba de visita por esa ciudad, la publicara en su cuenta de Twitter. «Mirad mi habitación en Brooklyn, jajajaja», escribía. En el espacio, que cuenta con una pequeña ventana con vistas a la calle, solo cabe un diminuto colchón hinchable, una almohada y un edredón.

Al contrario de lo que pueda parecer, este alojamiento es bastante solicitado. Situado a apenas 40 minutos de Manhattan, los viajeros siempre valoran positivamente la habitación en la aplicación de Airbnb: 4,29 puntos sobre un máximo de 5. Pero lo que de verdad consigue captar la atención de los viajeros es el reducido precio por noche en una zona que suele tener tarifas muy elevadas: tan solo 25 euros.

 

 

  • Una oferta de alquiler viene con suricato incluido

En Idealista hay miles de ofertas de pisos y habitaciones y cuando parece que ya lo has visto todo, siempre aguarda una sorpresa final. En este caso viene de la mano de un poco de fauna animal, y es que entre las fotos de un alquiler de una habitación, se puede ver claramente a un suricato.

suri suricat

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Compartir piscina: nueva modalidad de alquiler vacacional

A la oferta de pisos turísticos que distintas plataformas ofrecen en la red, se une la del alquiler de piscinas entre particulares. Se trata de una nueva modalidad que ya opera en Estados Unidos y Canadá, y que ha llegado a España de la mano de la aplicación Swimmy. El hecho de disponer en casa de una piscina y utilizarla poco ya se puede rentabilizar a través de esta plataforma donde el propietario puede alquilarla a partir de 15 euros por persona, pero las opciones y el precio pueden variar dependiendo de los ‘extras’. Es decir, que no solo se puede alquilar para el baño, sino también para hacer barbacoas o quizás contratar servicio de catering, las posibilidades son enormes. Para alquilar una piscina, tan solo tiene que registrarse, completar su perfil y escoger la que más le guste.

  • La casa de Elvis Presley en Beverly Hills, se puede alquilar a través de Airbnb

El cantante Elvis Presley y la actriz Priscilla Beaulieu se casaron en 1967 en Las Vegas y compraron una casa en Beverly Hills, el hogar de las estrellas de Hollywood, concretamente en el 1174 de Hillcrest Road, del barrio Trousdale Estates. Ahora esta idílica mansión en la que vivieron durante los seis años de su matrimonio se encuentra disponible para alquilar a través de la plataforma Airbnb. La vivienda está al alcance de cualquiera que esté dispuesto a pagar unos 3.600 euros por noche.

  • En Francia, los inquilinos ya no pagan el alquiler, el propietario les quita las puertas y ventanas.

Las relaciones entre inquilinos y propietarios a veces pueden ser tensas. Esta historia es un ejemplo perfecto de esto. Durante los últimos tres años, una pareja de 50 años ha estado viviendo en una vivienda en condiciones deterioradas. “La fosa séptica nunca funcionó, teníamos excremento en la ducha y el dueño nunca quiso hacer ningún trabajo”, explicó el inquilino. Por falta de medios, la pareja no puede mudarse.

Observando el deterioro de la casa, la agencia francesa de vivienda pública, declara que la vivienda es insalubre y que el propietario está obligado a realizar las obras, una decisión que al dueño no le gusta. No sólo no hace el trabajo, sino que también amenaza a sus inquilinos y les corta la electricidad. La pareja decidió entonces dejar de pagar el alquiler de 500 euros al mes, con la esperanza de que el propietario reaccionara y realizara el trabajo. Este último reacciona, ciertamente, pero no como la pareja esperaba. De hecho, en represalia, ¡el dueño simplemente decidió quitar las puertas y ventanas! “Como ya no tenemos una puerta principal, tenemos miedo de que venga. Así que los dos miramos por la noche, no dormimos”, explica la pareja que decidió presentar una queja.

Para evitar que te encuentres con un suricato en el salón o que el propietario te quite las puertas y ventanas de tu piso, la Gaudí House está ahí para ti. Nosotros nos encargamos de todo el papeleo y los problemas que puedan molestarle durante el alquiler. Al alquilar un piso con la Gaudí House estás alquilando tranquilidad. Haz clic aquí para ver los pisos que te proponemos a la venta o al alquiler.

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading...